La dama del viejo panteón de Santiago


Entre las fantásticas leyendas mexicanas tenemos a la dama del panteón de Santiago. Se dice que hacía los años 50 quienes transitaban por los alrededores del panteón de Santiago empezaron a ver una mujer sentada en las piedras ubicadas en la entrada, no se podía ver bien por la noche, solo una silueta alumbrada por las luces de la calle.

Una noche un hombre borracho se acercó a ella para desearle una buena noche, ella resulto ser una mujer con una imagen encantadora, hermosa y coqueta.

Él la saluda y ella con su coquetería lo invita a entrar al cementerio, el hombre con solo imaginar todo lo que podían hacer en este lugar, aceptó sin ningún problema, ella lo guío hasta un lugar muy oscuro donde lo daba ni la luz de la luna. Al llegar a este lugar, la mujer ya no era hermosa, era una imagen espectral de una calavera con un horrible vestido desgastado que aterrorizaba con su presencia y la forma en como torturaba, este hombre con mucho miedo y con las pocas fuerzas que le quedaban, pudo salir del lugar arrastrándose por todo el suelo. Al llegar al pueblo, él puso en aviso a todos los habitantes y desde entonces todos los que pasan después de las 11 de la noche lo hacen corriendo y sin mirar para no caer en sus encantos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *